La consultora Grand View Research estima un crecimiento del 10% anual para el mercado de vino enlatado, alcanzando un tamaño de 155 millones de dólares en 2027

El tamaño del mercado mundial de vinos en lata se valoró en 70,3 millones de dólares en 2019 y se espera que alcance los 155,1 millones de dólares para 2027, expandiéndose a una tasa compuesta anual del 10,4% durante el período de pronóstico, según un nuevo informe de la consultora Grand View Research.

La creciente demanda de nuevos tipos de envases de vino portátiles, más cómodos y menos frágiles que el vidrio, es un factor clave que impulsa el crecimiento del mercado. Además, la creciente participación en actividades recreativas, al aire libre o viajes, está impulsando la demanda de este tipo de producto.

Así, en los últimos años, el creciente entusiasmo por las actividades recreativas al aire libre ha abierto nuevas vías para los vinos enlatados. Los millennials y la gente de la clase trabajadora gastan cada vez más en vino que en otras bebidas alcohólicas, como el whisky y el ron.

Además, el metal no entra en contacto con el vino en este tipo de latas por lo que no altera su sabor, son menos caras que las botellas de vidrio, más respetuosas con el medio ambiente y tienen una tasa de reciclaje considerablemente más alta que el vidrio. Se espera que estas ventajas impulsen la demanda de estas bebidas enlatadas durante el período de pronóstico.

Por producto, según el informe, el vino espumoso enlatado acaparó la mayor parte de cuota de mercado, con más del 60% de las ventas totales en lata en 2019 y se espera que mantenga su liderazgo durante el período de pronóstico. Este segmento se compone de todo tipo de vinos espumosos, blancos o rosados desde los más secos a los de mayor contenido en azúcar.

 Sin embargo, se prevé que el canal online será el de mayor expansión para el vino en lata en la distribución minorista con una tasa de crecimiento del 10,6% anual de 2020 a 2027 debido a la creciente participación de los jóvenes y la población de clase trabajadora en la compra online de alimentos y bebidas. También se espera que la nueva normalidad a raíz de la pandemia mundial de la COVID-19 incremente la demanda y la oferta de vinos en lata.

EE.UU. impulsará las ventas de vino en lata

El informe señala a América del Norte, como principal economía en esta nueva línea de negocio. En concreto América del Norte lideró el mercado del vino enlatado mundial y representó una participación de más del 35% en 2019 debido al consumo sustancial entre los millennials norteamericanos. Los actores clave del mercado fueron las bodegas E & J Gallo Winery, Union Wine Company, Integrated Beverage Group LLC, SANS WINE CO, Sula Vineyards Pvt. Ltd. y The Family Coppola.

Aunque América del Norte acapara la mayor cuota, es en la región asiática donde se producirá un mayor crecimiento, según la consultora. Así, se prevé que la zona Asia-Pacífico se expandirá a la mayor tasa de crecimiento que alcanzará el 10,9% anual de 2020 a 2027, debido a la creciente popularidad del vino enlatado en fiestas y cenas informales. Además, las principales empresas vitivinícolas del mundo ya están lanzando nuevos productos en los principales mercados asiáticos (principalmente Japón, China, India y Tailandia).

Grand View Research ha segmentado el mercado mundial de vinos enlatados en función de las regiones, y considera que lo mercados en los que tendrá mayor acogida este tipo de envase serán: EE.UU., Reino Unido, Alemania, Francia, Japón, Australia y Argentina.